Podrían detectar consumo de cannabis con análisis de soplido

Los conductores podrían ser testeados por distintas drogas en un mismo dispositivo. El fuerte aumento de la regulación de la cannabis obliga a revisar otras normativas, como la del tránsito bajo la influencia. Los científicos quieren reducir el tamaño de su dispositivo, para incluirlo en los testeos de aliento que hoy se usan para el alcohol.

Comparte esta nota ->

La legalización de la cannabis en algunos estados gringos tiene como locos a algunas personas. Una de ellas son los conductores, quienes ven a la hierba como un posible gatillador de accidentes vehiculares. Es por eso que Neil Garg, un profesor de la Universidad de Los Ángeles está desarrollando una herramienta portátil similar a un alcoholímetro que pueda detectar el THC en el aliento de una persona después de haber fumado marihuana.

En un artículo publicado en la revista Organic Letters, el profesor de química orgánica e investigadores de la empresa ElectraTect Inc. de la UCLA describen el proceso por el que el THC introducido, en una solución, en su dispositivo construido en laboratorio puede oxidarse, creando una corriente eléctrica cuya intensidad indica cuánta cantidad del compuesto psicoactivo está presente.

Con la reciente legalización o despenalización de la marihuana en muchos estados, entre ellos California, la disponibilidad de una herramienta similar al alcoholímetro podría contribuir a hacer más seguras las carreteras, según los investigadores. Los estudios han demostrado que el consumo de marihuana afecta a determinadas habilidades de conducción y se asocia a un riesgo significativamente elevado de accidentes.

Más allá de las implicaciones para la mejora de la seguridad vial, la tecnología tiene el potencial de hacer que la aplicación de la ley sobre la marihuana sea más justa, dijeron los investigadores. Por lo general, para detectar la presencia de THC en los conductores se utilizan análisis de orina o sangre. Estas pruebas no sólo son difíciles de realizar en carretera, sino que, dado que el compuesto puede permanecer en el organismo durante semanas tras el consumo de marihuana sin efectos cognitivos residuales, no siempre son útiles para identificar a los conductores afectados. Esta ambigüedad puede acarrear multas, penas de prisión o la pérdida del empleo, incluso si una persona no está drogada cuando se le realiza la prueba.

¿Cómo detectan la cannabis en tu aliento?

En 2020, Garg y el investigador postdoctoral de la UCLA Evan Darzi descubrieron que la eliminación de una molécula de hidrógeno de la molécula mayor de THC provocaba un cambio de color detectable. El proceso, conocido como oxidación, es similar al utilizado en los analizadores de aliento alcohólico, que convierten el etanol en un compuesto químico orgánico mediante la pérdida de hidrógeno. En la mayoría de los dispositivos analizadores de aliento alcohólico modernos, esta oxidación da lugar a una corriente eléctrica que muestra la presencia y concentración de etanol en el aliento.

Desde su hallazgo en 2020, los investigadores han estado trabajando con su tecnología de oxidación pendiente de patente para desarrollar un analizador de aliento de THC que funcione de forma similar. ElectraTect tiene la licencia exclusiva de los derechos de patente de la UCLA.

En el nuevo artículo, Darzi, ahora consejero delegado de ElectraTect, Garg y los investigadores de ElectraTect detallan cómo funciona su nuevo sensor de pila de combustible alimentado con THC a escala de laboratorio. Cuando el THC (conocido científicamente como Delta-9-tetrahidrocannabinol) entra en contacto con un electrodo cargado negativamente, o ánodo, en un lado de la cámara de cristal en forma de H del dispositivo, se oxida en un nuevo compuesto llamado THCQ, enviando electrones a través de la cámara a un electrodo cargado positivamente, o cátodo, en el otro lado, generando una corriente eléctrica medible. Cuanto mayor sea la concentración de moléculas de THC, más intensa será la corriente.

s la primera vez que se utiliza THC para alimentar un sensor de pila de combustible. Los investigadores afirman que esperan que esta tecnología relativamente sencilla y barata, una vez perfeccionada, pueda ampliarse para producirse en masa de forma económica, y actualmente están trabajando para perfeccionar el dispositivo con el fin de detectar y medir el THC en el aliento exhalado y reducirlo a un tamaño más compacto, adecuado para su uso en un analizador de aliento portátil o en un dispositivo de bloqueo del encendido (un analizador de aliento conectado al encendido de un vehículo que impide que éste arranque si se detecta THC).

También te podría interesar...

Suscríbete a nuestro newsletter

Únete a la comunidad, para recibir las noticias más importantes, eventos y concursos del mundo de la cannabis.

Te suscribiste exitosamente a LMJ.

¡oops! Hay un error.

Síguenos en todos lados
No te pierdas nada