Comisión de Salud del Senado rechaza Ley Cultivo Seguro

Un fuerte revés tuvo hoy la comunidad cannábica en Chile en el Senado. Tras tres años durmiendo en tabla, la comisión votó en contra de regular el autocultivo.

Esta mañana se concretó la votación, tras la exposición del ministro de Salud, Enrique Paris, en la que con tres votos en contra y dos a favor se desechó la idea de legislar la rebautizada Ley Rodrigo Barraza. La sesión, cuyo comienzo se dio con media hora de retraso, contó con la presencia de las senadoras Carolina Goic (DC), Ena Von Baer (UDI) y de los senadores Guido Girardi (PPD), Francisco Chahuán (RN) y Rabindranath Quinteros (PS), éste último presidente de la instancia.

“Todos medicamentos que son aprobados, no solamente en Chile, sino que en el mundo, para ser aprobados primero tienen que mostrar evidencia científica, todos van a tener efectos adversos y los derivados de la cannabis también lo pueden tener (…)No es lo mismo cultivar una planta en la casa, prepararse un té con esa planta y pensar que con eso se va a mejorar o le va a curar alguna enfermedad, eso no es científico”, declaró el Ministro de Salud, Enrique Paris.

Revisa la comisión completa

El texto, que fue aprobado ampliamente con el 88% de los votos a favor en la Cámara de Diputadas y Diputados el 2018, buscaba hacer una reforma al Código Sanitario y a la Ley 20.000, de tal manera que se regulase e incorporase el uso medicinal de productos derivados de la cannabis; permitiendo su fabricación artesanal avalada por una receta médica. Así, no solo se aseguraría un tratamiento paliativo accesible para quienes lo necesiten, sino que se evitaría la persecución y criminalización de las personas que hoy cultivan en sus casas con dicho fin. “No es un proyecto de legalización de la marihuana, sino que es de despenalización del cultivo con fines medicinales, debidamente respaldada por médicos”, señaló el presidente de la comisión, el senador Quinteros.

¡Sí al cultivo, no al castigo! ¡somos pacientes, no delincuentes! Con esas consignas un grupo de personas encabezado por la presidenta de la Fundación Daya, Ana María Gazmuri, y compuesto por gente de todas las edades, se manifestó en el frontis del Congreso Nacional ante la negativa de la Comisión de Salud para aprobar la idea de legislar sobre la Ley Cultivo Seguro. “Así como tenemos usuarios medicinales a lo largo de todo Chile, buscando salud, buscando calidad de vida; no podemos seguir en esta situación de constante vulneración de derechos… Hay cultivadoras perseguidas, con medidas cautelares gravosas y con todo el tremendo estrés pos traumático que significa ser víctima de un allanamiento en tu domicilio, el daño a los niños, a los propios pacientes; es una falta de corazón, una falta de humanidad que no podemos comprender”, declaró Gazmuri a través de sus redes sociales.

Es preciso destacar que la ley cobró vigencia, luego de tres años, después de la exposición del caso de Rodrigo Barraza, padre procesado por cultivar plantas de marihuana para administrarle a su hijo de ocho años, quien vive con autismo. A pesar de ser absuelto, Barraza continuó siendo víctima de un cruel hostigamiento policial cuyo desenlace fue el suicidio. La idea de legislar en el Senado el proyecto de Ley Cultivo Seguro fue desechada gracias a los votos de las senadoras Goic, Von Baer y el senador Chahuán; ahora miles de familias y enfermos, cuyo dolor puede ser apaleado con el uso de cannabis medicinal, ven más lejano un escenario en el que no se les criminalice por plantar.

Publicidad