Por qué las empresas de hierba no pueden ganar dinero

Mucho se habla sobre las utilidades de grandes empresas, sin embargo, no todo brilla en la industria del cannabis. En Estados Unidos, por ejemplo, los elevados impuestos, el aislamiento de los mercados estatales y la falta de acceso al capital hacen que sea muy difícil obtener beneficios. En otras palabras, por ahora, sólo el grande gana.

Comparte esta nota ->

Ustedes podrían pensar que vender marihuana es fácil, pero no es tan simple hacerlo de forma legal (donde se puede).

El negocio de la marihuana legal está en auge: se prevé que los ingresos alcancen los 32.000 millones de dólares este año, más del doble de lo que se vendía hace sólo tres años. Se prevé que vuelvan a duplicarse en los próximos seis años, impulsados por el lanzamiento de nuevos grandes mercados de hierba recreativa en Nueva York, Nueva Jersey y Virginia.

Pero eso no ha impedido que la mayoría de las empresas de hierba continúen con una hemorragia de números rojos casi una década después de que Colorado y Washington se convirtieran en los primeros estados en establecer mercados legales para cualquier persona de al menos 21 años. Un análisis realizado por POLITICO de los archivos financieros de dos docenas de los mayores operadores estadounidenses que cotizan en bolsa muestra que, en conjunto, perdieron más de 550 millones de dólares en los primeros seis meses de este año con unos ingresos de casi 4.500 millones de dólares.

“Todo se deriva de la ilegalidad federal”, dijo Anita Famili, que dirige el grupo de la industria del cannabis y el CBD en Manatt, un bufete de abogados y consultoría. “El coste de hacer negocios para las empresas de hierba es simplemente mucho más alto que cualquier otro negocio”.

Posiblemente, el mayor obstáculo para ganar dinero son los elevadísimos impuestos que pagan las empresas de hierba porque el código fiscal federal las trata como si fueran narcotraficantes ilegales. Además, los productos no pueden cruzar las fronteras de los estados, y esa falta de comercio interestatal significa que las empresas deben construir granjas, fábricas y tiendas separadas en cada uno de los estados en los que hacen negocios y navegar por un mosaico de regulaciones estatales que evoluciona rápidamente. Por último, la obtención de capital es extremadamente cara debido a la escasez de opciones de financiación, un problema que tanto los republicanos como los demócratas del Congreso reconocen pero que aún no han abordado.

“Si eres capaz de generar flujo de caja con todos estos vientos en contra, cuando estos vientos en contra empiecen a desaparecer será un modelo de negocio increíblemente bueno”, dijo Jen Drake, codirector de operaciones de Ayr Wellness, que tiene operaciones de venta al por menor y de cultivo en ocho estados, incluyendo Florida, Nueva Jersey y Pensilvania.

Otro factor que agrava el actual malestar financiero: Las empresas gastaron mucho el año pasado para ampliar su capacidad debido a un optimismo erróneo sobre las perspectivas de flexibilización de las restricciones federales sobre la marihuana después de que los demócratas ganaran el control del Congreso y la Casa Blanca. Esto ha provocado un exceso de producto y la caída de los precios en muchos de los mayores mercados estatales, como California, Colorado, Michigan y Massachusetts. Estas dificultades se ven agravadas por la inflación y por un mercado ilícito de marihuana que sigue siendo sólido en muchos estados.

“Tienes más capacidad entrando en un mercado con menos poder adquisitivo de la base de consumidores”, dijo Charlie Bachtell, director general de Cresco Labs, una de las mayores empresas de cannabis del país con más de 800 millones de dólares de ingresos el año pasado. “Es una lección de Economía 101 de oferta y demanda”.

El resultado final es que las empresas de marihuana se encuentran en un profundo bache financiero. Las recaudaciones de capital han bajado más del 60% en comparación con 2021, según Viridian Capital Advisors, una empresa de análisis financiero que hace un seguimiento del sector del cannabis. El ETF AdvisorShares Pure US Cannabis -un popular indicador de la industria- ha bajado aproximadamente un 50% desde el comienzo del año, a pesar de un reciente repunte, en comparación con una caída de menos del 20% para el S&P 500 más amplio.

¿Cómo se puede avanzar?

El sector lleva años intentando, sin mucho éxito, deshacerse de algunas de las onerosas políticas que hacen tan difícil ganar dinero vendiendo hierba.

Las empresas no han tenido éxito en las demandas que han presentado para invalidar el artículo 280E del código fiscal federal. Esa sección fue promulgada por el Congreso a principios de los años 80 en respuesta a la indignación por un fallo de un tribunal fiscal que dictaminó que un traficante de cocaína tenía derecho a deducir sus gastos de explotación. El resultado es que las empresas de cannabis no pueden deducir ningún gasto empresarial, incluidos los salarios y las prestaciones, y acaban pagando tasas impositivas que pueden superar el 70%. Cresco Labs, por ejemplo, estima que pagó 80 millones de dólares más en impuestos el año pasado debido a la 280E.

“Las empresas de hierba realmente sufren un doble golpe cuando se trata de impuestos federales”, dijo Famili de Manatt. “Uno podría preguntarse si hay un desincentivo para que los federales legalicen el cannabis en ese sentido”.

Del mismo modo, la industria del cannabis y sus aliados llevan años presionando al Congreso para que apruebe una legislación que facilite a las empresas de hierba el acceso a algunas de las herramientas bancarias más sencillas, como los préstamos, y la obtención de capital. Esas restricciones hacen que las empresas del sector deban pagar normalmente tipos de interés mucho más altos que las de otras industrias.

La Ley Bancaria SAFE se aprobó inicialmente en la Cámara de Representantes en septiembre de 2019 con un fuerte apoyo bipartidista, y desde entonces ha pasado por la cámara seis veces más, ya sea como proyecto de ley independiente o como parte de un paquete legislativo más amplio.

Pero nunca ha llegado a ninguna parte en el Senado. Esto se debe, en gran parte, a que los demócratas la han presentado como una limosna para las grandes empresas y han insistido en que vaya acompañada de otras propuestas diseñadas para ayudar a las personas que se han visto perjudicadas de forma desproporcionada por la aplicación de la ley sobre la marihuana. Los últimos debates en el Capitolio han girado en torno a un posible paquete “SAFE-plus”, que combinaría las disposiciones de justicia penal con el proyecto de ley bancaria con la esperanza de apaciguar a los liberales sin alienar a demasiados republicanos.

Otras noticias

LMJ va por el apruebo ¿Qué creían?

Somos fumetas y buscamos mayor democracia, entendimiento y prosperidad. Es evidente que el proceso constituyente y su resultado nos entregan esos valores laicos, en un texto sólido y que ofrece una excelente ruta hacia el futuro. Aprobamos.

¿Cómo armar un caño perfecto? Cinco tips para tomar confianza con tus dedos

Es algo básica para todo fumeta, pero alcanzar la maestranza necesaria para enrolar un buen caño puede ser complejo para algunos. Aquí te damos algunos consejos que puedes seguir para armar tu porro perfecto.

Algunas formas de consumir cannabis cuando se está enfermo, para el bienestar y la diversión

Una de las preguntas que más tienen los fumetas que no paran de chimenear es cómo seguir en esa senda cuando te resfrías. La combustión, sin duda alguna, no ayuda a que tu garganta se sienta mejor, pero hay fórmulas para mejorar eso. De hecho, hay cannabinoide que te pueden hacer sentir mejor.

Los beneficios del Crumble y cómo consumirlo

Shatter, cera, crumble y budder: el BHO (aceite proveniente del cogollo, por sus siglas en inglés) recibe muchos nombres y adopta muchas formas. Pero si hay algo claro es que ha cambiado para siempre la forma en que usamos el cannabis.

Este es el mejor contenido sobre marihuana disponible en Netflix

Nos fumamos un blunt y terminamos categorizando documentales, comedios, peliculones y no tantos sobre marihuana en Netflix, HBO, Paramount, Star+ y Amazon.

Diputado Sáez reconoce consumo de marihuana y la ultra derecha se espanta

No sabemos si es por su virginidad mental o simplemente le gusta alegar por todo. El ex presidencial de la ultra derecha chilena, José Antonio Kast, fustigó a diputado de Revolución Democrática, Jaime Sáez, por reconocer su consumo de marihuana. Colegas de este último salieron a su defensa.
Publicidadspot_img